Saltar al contenido
Cómo poner una tamalería

Cómo poner una tamalería

Los tamales son uno de los platillos que siempre nombramos cuando hablamos de México.

Y cómo no hacerlo, pues son una de las tradiciones que vienen desde la época prehispánica y se han mantenido vigentes hasta el día de hoy.

A lo largo de la historia este delicioso alimento cocinado al vapor envuelto en hojas de maíz o plátano, ha ido evolucionando a tal grado que actualmente existen más de 2 mil variedades del mismo.

Si bien, los tamales son muy comunes en algunas partes del país para celebrar la navidad, el fin de año o el día de la Candelaria, no dejan de ser una oportunidad de negocio para el resto del año, porque unos buenos tamalitos siempre caen bien.

Por lo tanto, si eres un emprendedor en busca de una oportunidad de negocio, abrir una tamalería es una excelente opción. Para hacerlo, checa las recomendaciones que te dejamos a continuación.

Abriendo tu nueva Tamalería

Empecemos por el presupuesto. La ventaja de las tamalerías es que así como puedes empezar con 500 mil pesos, puedes hacerlo con 10 mil o menos. Todo depende de qué tan grande o pequeña quieres que sea, si tendrá servicio para comer en el local o será solo para llevar. Si comienzas en la cocina de tu casa o tendrás un local especializado para ello.

Puedes llevarlo a los niveles que te propongas, el cielo es el límite.

Si tu nueva tamalería tendrá servicio para comer en el local, entonces tienes que investigar cuál es la mejor ubicación, de preferencia cerca de lugares con gran afluencia de personas y con el espacio suficiente para colocar todo el equipo que necesitas; así como el mobiliario adicional del que harán uso tus clientes.

Aquí te decimos lo más importante que debes considerar.

Como equipamiento básico, necesitarás lo siguiente:

  • Ollas tamaleras
  • Fogones o estufas
  • Mesas de trabajo
  • Utensilios
  • Enfriadores
  • Congeladores

El Mobiliario adicional: 

  • Comedores
  • Sillas
  • Cubiertos
  • Vajillas
  • Entre otros.

Ahora vamos con el menú, pues en la variedad está también la rentabilidad.

Te recomendamos preparar tamales para todos los gustos. Puedes ofrecer de puerco, pollo, u opciones vegetarianas como de rajas, queso, elote y frijoles. Pueden ser verdes, rojos o dulces.

Como ya lo mencionamos antes, hay muchísimas combinaciones que a tus clientes les encantarán. La creatividad puede ser tu mejor aliado.

Si estás interesado en equipar tu nueva tamalería, ¡contáctanos!

En Cavimex tenemos todo el equipo que necesitas para iniciar tu nuevo negocio.

Next article ¿Se puede producir pan artesanal de forma industrial?
CDMX
55-5521-4200
Monterrey
81-8125-5325
Chihuahua
61-4389-6183
Teléfonos